Comida para la educacion

alimentar a la mente reduce la probreza

En el mundo en via de desarrollo, 200 millones de niños menores de cinco años, están mal nutridos. La mayoria de estos niños viven en la pobreza absoluta, nunca han tenido suficiente comida desde su nacimiento y jamás van a terminar una educación primaria. Los programas de Comida para la Educación han sido implementados en dos formas basicás: los niños reciben alimentos en la escuela (Programas de Alimentación “En-la-escuela”), o las familias reciben comida si sus hijos asisten a la escuela (Programas de Comida para la Enseñanza). En conjunto, los programas de Alimentación En-la-escuela y Comida para la Enseñanza son herramientas poderosas para solucionar los problems del hambre cotidiana y para reducir la escasez de comida en los hogares, ayudando a los niños a aprender mientras están en la escuela y creando oportunidades para que las familias envíen a sus hijos a la escuela y los mantengan allí. Por combinar los dos programas, los gobiernos pueden aliviar el hambre, estimular el desarrollo y reducir el hambre a largo plazo. Los niños necesitan comida para aprender; las familias necesitan alimento para aprovechar al máximo la educación.

Published date: 
2002
Publisher: 
International Food Policy Research Institute (IFPRI)
Series number: 
4
PDF file: 
application/pdf icon
ib4sp.pdf(640.1KB)